Shiitake en tres texturas

Translate to your language

 

INGREDIENTES:

 

- 300 gramos setas shiitake

- 50 ml de salsa de soja

- 50 ml Nata de soja

- 75 ml de AOVE

- Vino blanco vegano

- Sal

 

 

 

ELABORACIÓN

 

Elegimos una seta entera para hacer los crujientes, la limpiamos y la cortamos en láminas. Las dejamos deshidratar en el horno a 120 ºC arriba y abajo con ventilación, durante unos 50 minutos, entre dos hojas de papel de horno (si es necesario colocar una superficie plana encima para que no se levante el papel, por ejemplo una bandeja). Vigilar y cuando esté terminado el crujiente, sacar y reservar.

 

Con el resto de las setas, las limpiamos, le quitamos el pie y las introducimos en una bolsa grande de plástico para vacío, le añadimos el aceite de oliva y le hacemos el vacío. La podemos confitar en un roner o en el horno a 75 ºC durante 45 minutos. pasado el tiempo, abrimos la bolsa, sacamos la setas y reservamos el aceite confitado (que tiene gran sabor también).

 

Las setas estarán muy bien cocinadas, deben quedar muy blandas pero conservando su estructura, reservamos entonces 1 seta entera por copa servida (tratarla con cuidado para que no se rompa). El resto las marcamos directamente en una sartén a fuego alto durante unos pocos minutos y le añadimos un poco de vino blanco para desglasar, dejamos que se evapore la fuerza del vino y añadimos la salsa de soja, la nata para cocinar y un poco de sal. 

 

Dejamos un minuto más a hervor y pasamos todo a un vaso batidor. Batimos bien para que quede una crema muy suave, si hiciera falta le podéis añadir un poco del aceite confitado (el resto lo podéis guardar para otra receta, pues tiene un sabor muy potente). Rectificamos de sal si es necesario y lo pasamos a una manga pastelera para emplatar en caliente.

 

Emplatamos entonces, en una copa añadimos primero la crema, luego colocamos encima con mucho cuidado una seta confitada y al lado dos láminas crujientes.

 

Es un aperitivo delicioso, disfrutar de tres texturas de un mismo producto, en donde la crema tiene un sabor potente, la seta confitada con una textura que se puede cortar con la propia cucharilla y el crujiente, que da otro toque muy interesante. Una maravilla que os recomendamos.

Visitas por el mundo

Contador de visitas

contador de visitas

Compártenos con tus amigos

Visita nuestro Facebook


Visítanos en Instagram

Entra en el canal de Youtube

Síguenos en Twitter